¿Será el e-diesel el combustible del futuro?

Volver

Al coche eléctrico le ha salido un inesperado competidor en la carrera por el desarrollo futuro de la automoción sostenible y cero emisiones. Es el combustible e-diesel desarrollado por Sunfire, del grupo Audi, y que se ha dado a conocer como la gasolina generada con agua que no contamina. Desde nuestra empresa de instalaciones petroleras y tecnología te contamos más cosas sobre este innovador combustible limpio.

El e-diesel se obtiene de la mezcla de agua, hidrógeno y dióxido de carbono, y sus promotores aseguran que no deja ninguna huella medioambiental. Según explican, el dióxido de carbono que utiliza se obtiene del que ya está en la atmósfera y, al consumirse, se emite la misma cantidad de CO2 que se utilizó para su creación.

 

¿Cómo se produce el e-diesel?

La elaboración de este diésel ecológico también es inocua para la atmósfera. La energía eléctrica que se emplea para su desarrollo proviene de fuentes de energía renovable, como molinos de viento y paneles solares, con la que se obtiene el hidrógeno de agua por electrólisis.

El otro componente fundamental del e-diesel es el monóxido de carbono, CO, que se consigue  tras aplicar un proceso químico a moléculas de dióxido de carbono. No obstante, desde la firma automovilística ya han apuntado que este CO2 puede obtenerse de la contaminación del aire, reduciendo aún más el impacto ecológico.

El e-diesel es el resultado del proceso de refino al que se somete a este compuesto, que genera un combustible limpio y con una eficiencia energética del 70 por ciento.

 

Las ventajas del diésel del futuro

La generación de un combustible que es inocuo para la atmósfera es la mejor carta de presentación de este nuevo gasóleo elaborado con agua. No obstante, los desarrolladores de este innovador carburante sostienen que el diésel del futuro será más silencioso y que se podrá mezclar con el diésel convencional.

Otra de las ventajas del e-diesel es su competitivo precio, que podría estar entre 1 y 1,50 euros, algo más caro que el diésel que repostamos en las gasolineras. No obstante, resulta barato teniendo en cuenta el valor añadido que propone este combustible ecológico que sólo emite el CO2 que ha utilizado en un principio.

El coche eléctrico se perfila como el único competidor del e-diesel, que puede ser el combustible que repostemos en las gasolineras del futuro. Sobre todo ahora que están en boga las medidas para evitar las emisiones que producen los combustibles fósiles. Especialmente los coches con motores diésel, en el punto de mira de todo el mundo por sus emisiones contaminantes.

Delegación de Alvic en Castilla la Mancha